Anuncios:

Ponencia

Presente y futuro antropológico: entre las antropologías y los laboratorios gubernamentales de innovación

Parte del Simposio:

SP.5: De lo formativo a lo aplicado. Campos de la práctica antropológica contemporánea

Ponentes

Marcelly Gomes

Pólen-ENSP-Fiocruz e UFRJ

José Eduardo Pereira Filho

Ana Carneiro

En el campo antropológico sigue prevaleciendo la hegemonía de los discursos anglosajones sobre la diferencia, y persisten los ideales sobre los papeles que pueden desempeñar los “otros” o la “alteridad”. Y los debates sobre las cuestiones teóricas y epistemológicas de la disciplina siguen en gran medida desconectados de los contextos y dinámicas históricas y sociales que impregnan el campo antropológico. Para Ribeiro, esta perspectiva parte de la comprensión de que “los antropólogos no han discutido consistentemente la naturaleza actual de su práctica y las transformaciones que está experimentando a escala global” (2006); lo que podría dar lugar a otras prácticas antropológicas.
Ribeiro (2006) considera que la antropología es cosmopolítica, con una perspectiva crítica y plural sobre las posibilidades de articulación. La implicación, de entrada, es asumir que la antropología no es el único discurso que trata de la importancia de la diversidad, a pesar de su significativa sofisticación. Para Danda (1995), es necesario diferenciar entre la antropología como “disciplina académica” y la antropología como “cuerpo de conocimiento”, ya que todas las poblaciones humanas siempre han estado interesadas en explicar qué es la alteridad, la existencia de lo diferente y las distintas formas de estar en el mundo.
En las últimas décadas, diversos antropólogos han debatido sobre el futuro de la antropología. Fischer (2011) se ha dedicado a desarrollar caminos para futuras antropologías que surjan en contextos interdisciplinarios y transdisciplinarios, que bajo la influencia de los estudios de ciencia y tecnología tengan un campo fértil para enfocar temas contemporáneos.
El objetivo de este estudio es reflexionar sobre la relación entre el campo antropológico y el campo de la innovación, específicamente en lo que se refiere a los laboratorios gubernamentales de innovación (LIG), buscando entender cómo pueden surgir prácticas entre estos campos y cuáles son los desafíos encontrados. Es un estudio exploratorio cuyas preocupaciones surgen de la práctica profesional de los autores (un antropólogo y un sociólogo) que trabajan en un reciente laboratorio de innovación en gestión pública en Río de Janeiro, Brasil.
Nos preguntamos: ¿cuáles son los diálogos y dilemas que plantea el encuentro entre los campos de la antropología y la innovación? ¿Cuáles son las contribuciones? Y, por último, ¿cómo podemos hacer antropología en el contexto actual de los LIGs?
Los LIGs se presentan como espacios para promover una cultura de innovación y experimentación en la administración pública (Schuurman; Tõnurist, 2016), enfatizando el papel destacado de los ciudadanos como coparticipantes en proyectos de transformación social y desarrollo de nuevas soluciones a problemas públicos.
Creemos que los LIGs son espacios donde los campos de la antropología y la innovación pueden encontrarse y contribuir a la democratización y a la promoción de la participación ciudadana. Sin embargo, no se trata de pensar la práctica antropológica como un método o herramienta para resolver problemas, ni como algo que propondrá soluciones, sino como un trabajo analítico y/o antropológico que ayudará a la coexistencia de grupos y mundos plurales, ampliando la problematización de las cuestiones sociales contemporáneas, que son eminentemente complejas.